Es Macri quien nos gobierna?


Muchos caciques y pocos indios.

El dicho popular describe perfectamente el conflicto entre el gran número de economistas que forman parte del Gobierno y que tienen internas más o menos visibles, pero que compiten por anotarse los éxitos de la gestión y por responsabilizar a sus compañeros de equipo de los males que aún no encuentran una solución clara en la gestión.

Los ex CEOs de LAN y Farmacity cuestionados

Gustavo Lopetegui y Mario Quintana, respectivamente, son cuestionados por los “errores” de cálculo en la gestión. Un sector del Gobierno responsabiliza al titular del Banco Central (BCRA), Federico Sturzenegger, por la demora en la reactivación de la economía por las altas tasas de interés que fija a través de las Lebacs. Otros creen que Alfonso Prat Gay erró al hacer un ajuste gradual y la consecuencia es una mayor inflación. El jefe del área de Producción, Francisco Pancho Cabrera es señalado por demorar medidas que contengan a las Pymes. Y todos critican a Juan José Aranguren, el titular de Energía, por la política de suba de los combustibles.

Economía vs Banco Central

El conflicto más visible es entre Sturzenegger y Prat Gay, por el nivel de las tasas de interés.Para el primero, son una herramienta clave para controlar la inflación que, aunque da señales de desaceleración, todavía no son muestras contundentes. El segundo, cuestionó en una entrevista televisiva el nivel de tasas de interés que rige en el sistema financiero y algunos dicen que llevó su malestar hasta el propio presidente Mauricio Macri.

Melconián el “halcón”

Sturzenegger no es el único que critica a Prat Gay. Algunos de los que intercambiaron charlas en los pasillos de la reunión en Córdoba del IAEF con el presidente del Banco Nación, Carlos Melconian, lo escucharon criticar la demora en la baja del déficit. Melconian se inscribe entre los economistas “halcones” que integran el equipo de Gobierno. Uno de los miembros de ese grupo que tiene su sede de operaciones en el Congreso, explica que “estamos pagando el costo de hacer el ajuste gradual y anunciar todos los meses una mala noticia, y eso no terminará este año porque el que viene habrá otro ajuste de tarifas como el de este año porque las tarifas siguen atrasadas”.

Rogelio Frigerio en contra de los halcones

El Ministro del Interior, es otro de los gradualistas y está preocupado por el impacto de las altas tasas de interés en la economía real. Escucha las quejas de los gobernadores todas las semanas. Frigerio enojó a Prat Gay cuando admitió que la pauta de inflación del 25% debería ser revisada por incumplible para este año. Ni Sturzenegger se animó a tanto y dijo -a sabiendas de que es imposible- que hará todo lo posible por cumplir con la pauta de 25% de inflación este año.

Macri escucha a todos, Lopetegui y Quintana deciden.

Todos tienen buenos modales, cuidan las formas y tienen diálogo directo con el presidente Macri. El jefe del Estado los escucha a todos, pero no media. Quien es el encargado de inclinar la balanza cuando hay diferencias es el jefe de Gabinete, Marcos Peña. Cuando surgen posiciones encontradas en las reuniones del gabinete económico, el jefe de los ministros le cede la palabra al dúo de CEOS, como los llaman a Lopetegui y Quintana. De la mirada de ellos surge qué se debe hacer y también cómo se debe comunicar.

Todos contra uno: Juan José Aranguren.

Aunque la dinámica del Gabinete ha tomado un poco la forma de todos contra todos, hay un ministro del grupo que sólo cosecha cuestionamientos del resto y no tiene defensores: es el titular de Energía, Juan José Aranguren. Contradijo a Prat Gay que dijo que en abril se terminaban los aumentos y anunció subas en mayo de 10% de los combustibles. “Es la persona que menos entiende de política en el mundo entero”, despotricó un funcionario contra Aranguren. La suba de las naftas un 1 de mayo fueron una mala noticia y calentaron el humor social. El ministro de Energía al comunicarlo a los medios tuvo la triste idea de advertir que podría haber otro ajuste en el año. ¿Eso significa que el final de los aumentos aún no ha llegado? Es un problema para un equipo que anuncia que en el segundo semestre la inflación bajará drásticamente. Julio está a la vuelta de la esquina.

 

El problema es a quién se le echará la culpa.

Los conflictos y las tensiones afloran y pueden atribuirse a las diferencias de visión o de personalidad. Lo único cierto es que las peleas y el pase de facturas salen a la luz en un contexto económico que no repunta, donde la lluvia de dólares no aparece, la inflación no encuentra un techo y la cuenta que empiezan a sacar todos en privado es cuánto puede llegar a caer la economía en el 2016. Aunque escondan el número bajo siete llaves, ya hay quienes recorren habitualmente los pasillos de la Casa Rosada que estima que el retroceso puede ser de 2 puntos del Producto Bruto Interno (PBI) este año.

Fuente: cronista.com

 

 

Deja un comentario

Autor entrada: Airevision

Dejanos tu opinión